Publicidad

BBVA: Un queso gruyere

Sigue todas las posiciones abiertas en la sección de warrants BNP-Paribas en el sitio elEconomista.es

El gráfico del BBVA parece más un queso gruyere, por la cantidad de huecos al alza y a la baja que se pueden ver a lo largo de las últimas semanas, que el gráfico del tercer valor por capitalización del IBEX 35. La aparición de tantos huecos en el BBVA es un claro ejemplo que demuestra que el mercado ha perdido el sentido de la orientación y está en una fase de indecisión absoluta. Siempre nos gusta ir a lo sencillo y hacemos mucho hincapié en ello a la hora de operar por lo que en estos momentos huiríamos de operar en el BBVA, esperando que finalmente se resuelva el debate entre los que piensan que al título todavía le resta un movimiento adicional bajista en próximos meses, que podría llevarle a buscar apoyo en los mínimos de agosto de 2006 en los 14,30 euros, o bien ya está en pleno proceso de reordenación alcista y apuestan por lo que lo más probable es asistir a una vuelta a los altos anuales e históricos alcanzados en febrero en la zona de los 19,50 euros.

Ya pueden ver que ambos escenarios presentan un recorrido amplio que podría ser muy interesante de aprovechar en próximas semanas, ya sea buscando el lado corto o el lado largo. Ahora mismo resulta muy difícil poder apostar por uno de estos escenarios. A corto no es que queramos obviar las señales alcistas que puedan observarse en el BBVA y otros bancos pero es que el rebote de las últimas jornadas es normal que se produzca si tenemos presente que los principales índices sectoriales bancarios alcanzaron el viernes pasado soportes clave. Este alcance de soportes unido a la sobreventa ha provocado, de momento, un rebote y no se puede calificar de nada más mientras no se puedan observar como los máximos y mínimos relativos vuelven a ser ascendentes.

En el caso que nos ocupa sería necesario para ello ver como la presión compradora logra que se superen resistencias de 17,55 euros. A partir de ahí el escenario más probable sería asistir a subidas con primer objetivo en los 18,50 euros y no se descarta que se alcancen objetivos señalados en los 19,50 euros e incluso superiores. Por el contrario, si se perdieran soportes de 16 – 16,20 euros y el índice del sector bancario europeo pierde los mínimos del viernes pasado, cabría esperar caídas hasta los 14,30 euros por lo que el lado corto sería el más recomendable. Yendo a lo fácil podríamos decir que dependiendo de si el IBEX pierda los 15600 o supere los 16100 tendremos una pista en una u otra dirección. Ya pueden ver que no les hablamos de la pauta penetrante alcista formada el pasado día 12-nov ni otras velas que hasta ahora solamente nos han ayudado a saber la dirección más probable para las próximas dos sesiones y poco más.

Para aprovechar un escenario bajista los expertos de BNP Paribas entienden que el mejor vehículo sería posicionarse con warrant PUT 16,50 BBVA vencimiento marzo de 2008 (69559) y para buscar el lado alcista lo mejor sería utilizar el warrant call 17 BBVA vencimiento marzo de 2008 (69551).

Más estrategias en Bolságora

BBVA

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>